Celebra la Nochevieja en una biblioteca (y de paso llévales una estantería)

Sobre la biblioteca fantasma en Rivas (Madrid) que fue ocupada y transformada en una BOA ya escribió Bibliotecaria Sin Tijeras hace casi dos años. Desde entonces la cantidad de actividades que han desarrollado allí es encomiable :

Rivas 1

Y para esta Nochevieja hasta anuncian una fiesta en la Biblioteca:

Rivas 2

Eso sí, estaría muy bien llevarles estanterías pues como dicen en su Facebook ‘La BOA CS‘ les hacen mucha falta “por culpa” de la tremenda generosidad de los vecinos:

Rivas 3

Rivas 4

Tanta cultura, alegría y buen rollo en un edificio que hasta entonces estaba vacío y triste por desgracia les pone enfermo a algunos como a los periodistas del ABC y a los políticos del UPyD:

Fiesta de Nochevieja en una biblioteca <<okupada>>

Un grupo de jóvenes se apropia de un edificio municipal y cobrará 5 euros por celebrar ilegalmente la llegada de 2015

Habrá cotillón, «cosas para beber, comer y picar a buen precio» y todo por 5 euros. Rivas Vaciamadrid prepara una fiesta alternativa de Nochevieja. Nada fuera de lo común, salvo porque se celebrará ilegalmente en una biblioteca municipal de este ayuntamiento gobernado por Izquierda Unida. Un centro que nunca se llegó a inaugurar y que lleva «autogestionado», sin que el equipo de gobierno «haga nada al respecto», desde febrero de 2013.

[…]Una situación denunciada por la agrupación de UPyD en Rivas que, a través de su delegada, Ana Belén Castell, ha registrado esta misma semana un escrito en el ayuntamiento en el que solicita que se tomen «medidas para evitar esta fiesta ilegal»’.

¡Siempre tiene que haber aguafiestas!

Ocupan una biblioteca fantasma en Rivas (Madrid) y la transforman en una BOA

Un ejemplo a seguir el de los jóvenes de Rivas-Vaciamadrid para resolver el problema de su biblioteca fantasma:

Jóvenes ocupan la biblioteca de Rivas, cerrada sin estrenar hace 6 años

Iba a ser la Biblioteca Central de Rivas-Vaciamadrid. De esto hace seis años y todavía no lo es: se quedó en una carcasa vacía. Pero el viernes de madrugada, media docena de jóvenes de esta emblemática ciudad con alcaldes de Izquierda Unida (IU) desde hace veinte años, se cansaron de esperar e irrumpieron en el moderno edificio. En cuanto se enteraron de la ocupación, las mismas autoridades que no han demostrado ninguna prisa en procurar el funcionamiento de la biblioteca, enviaron a la Guardia Civil y a la Policía Local. Los agentes ficharon a más de treinta jóvenes que apoyaban a los ocupantes y abandonaron el lugar.

Pancarta colocada por los 'okupas' en la valla que rodea el edificio de la que iba a ser Biblioteca Central de Rivas Vaciamadrid. / Facebook de La Boa CS

Pancarta colocada por los ‘okupas’ en la valla que rodea el edificio de la que iba a ser Biblioteca Central de Rivas Vaciamadrid. / Facebook de La Boa CS

No hubo ningún detenido, pero nos pidieron el carné e identificaron sistemáticamente a todos los nos acercamos para apoyar la ocupación desde fuera”, dijeron al cronista los jóvenes promotores del Centro Social la BOA, unas siglas que significan Biblioteka Okupada Autogestionada. No hay que descartar que les lleguen multas, tan injustas como desproporcionadas. Los agentes quitaron una pancarta que los jóvenes habían colocado, pero éstos la han vuelto a colgar y mantienen la ocupación. En un país de obras inútiles, autopistas sin coches, aeropuertos sin aviones…, vale la pena detenerse en lo que está ocurriendo con la biblioteca sin libros de Rivas-Vaciamadrid.

Esta ciudad que surgió de la nada en los años ochenta, entre el vertedero de la capital junto a la famosa Cañada Real Galeana y el antiguo pueblo de 400 vecinos, cerca del Jarama y el histórico Puente de Arganda, supera en la actualidad los 70.000 habitantes y sólo cuenta con dos pisos habilitados como bibliotecas, uno en el barrio de Covibar y otro en el pueblo antiguo. La necesidad de una biblioteca central llevó al Ayuntamiento de izquierda a convenir con el gobierno de la Comunidad de Madrid, presidido por la derechista Esperanza Aguirre la construcción de la llamada Biblioteca Central.

El municipio cedió una parcela en la avenida Pablo Iglesias, una de las principales de la ciudad, y el edificio, con un coste superior a un millón de euros se contruyó en un tiempo record: cuatro meses. Según los carteles propagandísticos, perfectamente instalados hace siete años, el Ayuntamiento aportaba el 48,53% del coste y la Comunidad el restante 51,47. Pero desde la finalización de la obra, en el otoño de 2007, el edificio quedó cerrado, sin mobiliario y, por supuesto, sin libros. El argumento de los munícipes consiste en que el gobierno madrileño se ha desentendido de sus obligaciones y no ha aportado el dinero necesario para que la biblioteca funcione.

Y aparte la inquina política de Aguirre y de su sucesor dactilar, Ignacio González, hacia las formaciones de izquierda que gobiernan en Rivas, el Ayuntamiento tampoco ha encontrado los recursos necesarios para poner en marcha la Biblioteca Central, cuyo moderno edificio, con una extraña estructura metálica en la fachada, presenta algunos signos de deterioro exterior. Vale añadir que a falta de mobiliario y de libros, las instalaciones –luz, agua, cámaras de videovigilancia y una red informática con ordenador central y capacidad para más de ochenta conexiones– están completas y funcionan perfectamente. La construcción era el negocio.

En esta tesitura, el fantasmal edificio, rodeado de una valla que se tambalea con el viento, con adoquines, palieres y restos de material de construcción esparcidos por la parcela, cerrado a cal y canto desde hace seis años, ha comenzado a cobrar vida gracias a los jóvenes ocupantes que se turnan desde el lunes. En sus pasquines explica que “la BOA (Biblioteka Ocupada Autogestionada) era un espacio abandonado, un recurso sin usar, a la espera de un dinero que no se sabe si llegará algún día, pues aquellas personas que están en el poder prefieren utilizarlo para otros fines. Ahora la BOA es un espacio abierto a cualquiera, a propuestas e ideas; un lugar en el que se van a llevar a cabo talleres, charlas, asambleas, conciertos…, un espacio para las vecinas y vecinos que quieran participar y que, junto a nosotr@s, quieran desarrollar el proyecto”.

De momento, los jóvenes de la BOA han comenzado a limpiar el edificio y esperan el apoyo de la población a su iniciativa. Van a pedir muebles y libros a los vecinos, las empresas y las instituciones, y tienen en mente iniciativas sobre trueque y cooperación, talleres de Internet, redes sociales y un amplio etcétera. Pero, sobre todo, esperan que las autoridades no lleguen con una orden judicial de desalojo. A su incompetencia manifiesta añadirían el abuso y el escándalo’.

Camisetas de las mareas (incluida la bibliotecaria amarilla) contra los recortes y la necesidad infantil.

Bibliotecaria Sin Tijeras está orgullosa, triste e indignada a la vez:

Orgullosa porque entre las mareas representadas en esta camiseta que venden en un colegio de Rivas está la amarilla, la de bibliotecas.

Triste porque si venden estas camisetas es para poder ayudar a que todos los niños del colegio puedan seguir teniendo su única comida al día. Triste que pase algo así en la España actual.

Indignada porque mientras los poderes públicos no son capaces de solucionar esa situación, si que están dando miles y millones de euros a los bancos para “salvarles”

Camisetas

Esta la justificación que mandan desde el colegio. Y un video donde se explica todo.

‘INICIATIVA VENTA DE CAMISETAS SOLIDARIAS

JUSTIFICACIÓN

Esta iniciativa parte de un grupo de madres y padres de alumnos del Colegio Público Dulce Chacón, ubicado en el municipio de Rivas Vaciamadrid, cuando en  una reunión del Consejo Municipal, la directora del colegio informa de la grave situación económica que están sufriendo un número importante de familias de alumn@s matriculad@s en este centro, hasta el punto de que algún@s de los padres manifiestan que la única comida que realizan sus hij@s es la que hacen en el colegio.

Ante esta situación, por la dirección del colegio se están realizando ingentes esfuerzos para mantener el comedor de estos niñ@s, pero sus recursos son muy escasos por lo que, en breve, se verán obligados a suspender su ayuda en este sentido, ya que son muchas las necesidades que tienen que atender para mantener un nivel de educación digno en sus aulas.

Por ello, este grupo de padres ha puesto en marcha varias iniciativas para conseguir fondos, entre ellas, la venta de esta camiseta solidaria, aprovechando y en apoyo a la contestación social generalizada que ha surgido como protesta a esta merma brutal de derechos sociales y económicos de todos los ciudadanos.

Los fondos que obtengamos los destinaremos a apoyar al CEIP Dulce Chacón para cubrir sus necesidades porque:

Entendemos que no podemos permitir que ningún niñ@ tenga dificultades de alimentación en el colegio o en su casa por falta de recursos. El hambre no puede estar presente entre nuestros niñ@s.

Entendemos que todos los niñ@s tienen derecho a la igualdad de oportunidades, y a una educación digna y de calidad, y no podemos permitir que algún@s de nuestr@s niñ@s no puedan participar en las actividades del colegio por falta de materiales.

Pensamos que, ante la inactividad del Estado a través de sus autoridades educativas, que abandona a l@s alumn@s a la suerte que puede correr cada familia,  la solidaridad debe jugar un papel importante para apoyar a las familias con necesidades económicas ante la situación actual. Entre tod@s debemos asegurar la igualdad de oportunidades de tod@s l@s niño@s que se forman en nuestro colegio.’

‘Para los pedidos enviar los datos a la siguiente dirección de correo:
solidaridad.dulce.chacon@gmail.com
Nombre y Apellidos
Teléfono o dirección de correo de contacto
Número de camisetas y talla
Para la entrega, ya os facilitaremos como hacerlo, si quedar en un sitio, enviarlo por correo,…’

 

La no inauguraciones de bibliotecas en la Comunidad de Madrid: Ciudad Lineal y Rivas-Vaciamadrid.

Luego del maratón de inauguraciones y las inauguraciones con casco, nos toca hablar de las no inauguraciones:

Una de las ocho nuevas bibliotecas prometidas por la Comunidad de Madrid para esta legislatura que acaba iba a estar en Ciudad Lineal. Del foro de arquitectura Urbanity.es sacamos la siguiente información del año 2007:

Obra de los arquitectos Paredes y Pedrosa, autores del Teatro Valle Inclán de la Plaza de Lavapies, [la biblioteca] estará junto a Arturo Soria y ha sido encargada por la Comunidad de Madrid. Estará excavada en el terreno para adaptarse al solar.

Según la web de los arquitectos, se encuentra en la calle Briviesca, 6 en el Pinar de Chamartín.

Y en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid – Núm 190 se especificaba:

Consejería de Cultura y Deportes

Resolución de 17 de julio de 2006, de la Secretaría General Técnica de la Consejería de Cultura y Deportes, por la que se hace pública la adjudicación del contrato de: Redacción del proyecto básico, proyecto de ejecución, estudio de seguridad y salud y dirección de obra de la Biblioteca de Ciudad Lineal, por Arquitecto Superior.
1. Entidad adjudicadora:

a) Organismo: Consejería de Cultura y Deportes.

b) Dependencia que tramita el expediente: Subdirección General de Gestión Económico-Administrativa.

c) Número de expediente: 12-AT-00054.3/2005.

2. Objeto del contrato:

a) Tipo de contrato: Consultoría y asistencia.

b) Descripción del objeto: Redacción del proyecto básico, proyecto de ejecución, estudio de seguridad y salud y dirección de obra de la Biblioteca de Ciudad Lineal, por Arquitecto Superior.

3. Tramitación, procedimiento y forma de adjudicación:

a) Tramitación: Ordinaria.

b) Procedimiento: Abierto.

c) Forma: Concurso.

4. Presupuesto base de licitación: Importe total, 437.000 euros.

5. Adjudicación:

a) Fecha: 13 de julio de 2006.

b) Contratista: “Paredes Pedrosa Arquitectos, Sociedad Limitada”.

c) Nacionalidad: Española.

d) Importe de adjudicación: 415.000 euros.

Hágase público para general conocimiento.

Madrid, a 17 de julio de 2006.—La Secretaria General Técnica, Cristina Torre-Marín Comas.

O sea que la biblioteca ya estaba adjudicada y los arquitectos ya habían hecho -y cobrado- su proyecto. ¿Son esos los 415.000 euros de la adjudicación?. Decíamos en noviembre del año pasado 2010 que por el momento la biblioteca no se iba a hacer.  ¿Qué pasa con el dinero empleado hasta ahora en su construcción?.¿Se considera dinero perdido?.

Proyecto de la Biblioteca de Ciudad Lineal.

Proyecto de la Biblioteca de Ciudad Lineal. Interior.

Estos estupendos proyectos se pueden ver en la web de los  arquitectos Paredes Pedrosa.

Por su parte en la localidad madrileña de Rivas-Vaciamadrid denuncian otro incumplimiento en materia bibliotecaria por parte de la CAM:

La Biblioteca Central es uno de los proyectos más necesarios y esperados de entre las diferentes inversiones e infraestructuras de la legislatura que ahora acaba. El equipamiento tiene sus obras paralizadas tras una complicada primera fase de ejecución en la
que la constructora adjudicataria original quebró y la Comunidad de Madrid (responsable de las obras, ya que éstas se realizan a través del plan regional de inversiones en municipios, el Prisma) tardó en reanudarlas.

Ahora, concluida la primera fase, la poca diligencia del Ejecutivo autonómico de Esperanza Aguirre en licitar la segunda fase, vuelve a situar a este proyecto dotacional entre las asignaturas pendientes de la Presidenta con nuestro municipio y su ciudadanía.

Este equipamiento está pensado para albergar un espacio bibliotecario de referencia.

Nos preguntamos lo mismo: ¿qué va a pasar con el dinero empleado hasta ahora en la primera fase de la construcción?. Aparte del hecho  que los vecinos de Rivas van a tener que seguir esperando a tener su biblioteca.

 

Estrenamos archivo en Rivas y bibliotecas en la Complutense y Torrelaguna.

Leemos en Gente Digital que Rivas tiene un nuevo archivo municipal:

Durante siete meses, Sonia [Crespo Nogales, la archivera], junto a un equipo de documentalistas y una restauradora, han realizado un trabajo arduo restauración de documentación. En 2008 las inundaciones estropearon los documentos que estaban almacenados en una sala sin acondicionamiento para aislarlos de posibles “males”. A pesar del trauma, la archivera municipal vio en el soporte electrónico una oportunidad de recuperación. “En total hemos salvado cuatro millones de documentos”, afirma Crespo.


Por su parte la Universidad Complutense de Madrid acaba de inaugurar una biblioteca:

La UCM inaugura esta semana la primera fase de la Biblioteca María Zambrano que tendrá, una vez finalizada, 3.000 puestos de lectura y capacidad para acoger tres millones de libros, lo que permitirá albergar los fondos de las Facultades de Derecho y Filología.

La nueva biblioteca de la UCM está situada debajo de los edificios multiusos, entre los edificios de la Facultad de Geografía e Historia por un lado y los de las facultades de Derecho y Filología/Filosofía por el otro.

Su primera fase de desarrollo tendrá lugar a lo largo de 2011, quedando accesible la parte central y una de las salas laterales. Se primarán los espacios para trabajo en grupo, los puestos de lectura y las conexiones electrónicas (se incluye wifi).

Las magnitudes son importantes y significativas: 6.000 metros cuadrados, 1.500 puestos de lectura y un importante equipamiento informático que se incorporará en las próximas semanas

Pueden verse algunas fotos en su página en Flickr.

Además recomendamos leer los comentarios de la noticia en el blog complutense. Hay alguno que dice como consejo, se podrían reducir el grandísimo número de butacas para leer que casi nadie las usa para poner más puestos de estudio. Desde luego que no podemos estar con de acuerdo con esas ideas típicas de estudiante avasallador con todo.

Por último reseñar, en esta entrada cargada de agradables noticias, que en la localidad madrileña de Torrelaguna ha estrenado unas nuevas instalaciones para su biblioteca:

Después de un periodo de rehabilitación del edificio construido en 1927, según mandato testamentario del jurista torrelagunense Juan Manuel Montalbán, la Biblioteca “Juan de Mena” tiene nueva sede.

Las obras han sido posibles gracias al Plan Regional de Inversiones de la Comunidad de Madrid, Plan Prisma, que contemplaron en el programa 2006/07 la remodelación del antiguo inmueble, así como la ejecución de obras de ampliación a éste, construyéndose dos edificios anexos para las salas de lectura de adultos e infantil.

Finalmente, el centro cuenta con unos 500 m2 de modernas instalaciones que dan cabida a las secciones de información y préstamo, hemeroteca, acceso a Internet, aula de actividades, despacho interno, aseos y almacén, en la construcción antigua.