Camisetas amarillas I: resistencia a la #BibliodestruccionCLM

Los bibliotecarios castellanomanchegos siguen con sus acciones en defensa de sus amenazadas bibliotecas públicas. Así nos lo cuentan en el periódico ABC:

SERGIO D. Cartel con el hashtag que anuncia la concentración de bibliotecarios del sábado

‘Un total de 42 bibliotecas han cerrado en los últimos años en la región

El colectivo bibliotecario se concentrará el próximo sábado en la plaza de Zocodover de Toledo, a partir de las 12.00 horas

En los tres últimos años han cerrado en Castilla-La Mancha un total de 42 de las casi 500 bibliotecas municipales rurales debido a la situación de crisis. Es por ello que el colectivo bibliotecario se concentrará el próximo sábado 17 de mayo, a las 12.00 horas, en la plaza de Zocodover de Toledo, coincidiendo además con la IX Feria del Libro que se está celebrando en ese lugar, para urgir a la ayuda de la Administración para salvar estos centros, cosa que se podría conseguir con un presupuesto «ideal» de 2 millones de euros.

BnJGrD_CYAAgogL

Las bibliotecas municipales rurales son la gran mayoría de las que existen en Castilla-La Mancha, ya que más del 90% de las localidades de la región tienen menos de 20.000 habitantes. La situación de estos centros es insostenible en muchos casos, pues llevan tres años sin recibir ningún tipo de subvención por parte de la Junta de Comunidades y de las diputaciones provinciales. Además, se ha reducido hasta casi la mitad el personal bibliotecario, se han reducido las jornadas laborales y, por consiguiente, se han cerrado salas, servicios y bibliotecas.

La presidenta de la Asociación de Bibliotecarios de la provincia de Toledo, Mercedes Carrascosa, ha denunciado este martes la situación que está viviendo un servicio público más, como es el que ofrecen las bibliotecas públicas municipales, que intentan atender a un 100% de la población. Carrascosa habla de primera mano, pues es bibliotecaria en la localidad toledana de Orgaz y ve a diario las consecuencias de los «recortes», por lo que ha criticado la «falta de sensibilidad política».

Según el presidente de Bibliotecarios Asociados de Cuenca (BAC), Juan José Alfaro, esta situación está contribuyendo a un «precario acceso a la información y la cultura para los ciudadanos, y a convertir a los pueblos en lugares fríos», pues la biblioteca municipal es «el único centro que ofrece una alternativa de ocio a la población e incluso ayuda a los parados a buscar trabajo en sus puestos informáticos».

Por otro lado, la presidenta de la Asociación de Archiveros, Bibliotecarios, Museólogos y Documentalistas (Anabad) en Castilla-La Mancha, María Jesús Cruz Arias, considera que, a partir de la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración, aprobada en 2013, «la situación se ha agravado».

El colectivo de bibliotecarios no ha mantenido hasta el momento ninguna reunión con el consejero de Educación, Cultura y Deportes, Marcial Marín, aunque sí lo han hecho anualmente con otros responsables de su departamento, pero dicen que no han obtenido«ninguna respuesta clara para recuperar las subvenciones»’.

Aquí se puede leer el Manifiesto NO AL DESMANTELAMIENTO DE LA RED DE BIBLIOTECAS PÚBLICAS DE CASTILLA LA  MANCHA firmado por todas las asociaciones de bibliotecarios de la región.

A partir de hoy, Día del Libro, la Biblioteca de Cuenca cierra una planta por falta de bibliotecarios

Desde luego que es una pésima manera de celebrar el Día del Libro. Vista en Biblioresistenciaclm, la información es de las Noticias de Cuenca:

La Biblioteca Fermín Caballero cierra su sala de internet y la hemeroteca por falta de personal

La Biblioteca Fermín Caballero de Cuenca ha anunciado, a través de su tablón de anuncios, que a partir del 23 de abril, Día del Libro, se va a ver obligada a cerrar temporalmente la primera de sus plantas, donde se encuentra ubicada una sala de ordenadores de acceso gratuito a internet y la hemeroteca, espacio para la lectura de periódicos y revistas.

Este cierre es consecuencia, se apunta, de la pérdida de personal bibliotecario en los últimos dos años, que equivale al 56 por ciento de la plantilla de trabajadores de los grupos C y D.

Hasta ahora este espacio se había mantenido abierto, pero en determinados periodos vacacionales los trabajadores ya se habían visto obligados a reducir la apertura de determinados espacios. Consideran que con la actual plantilla no se puede ofrecer a la ciudadanía el servicio adecuado’.

 

Resistencia contra la #bibliodestruccionCLM en Castilla-La Mancha

El movimiento por la resistencia bibliotecaria organizada en Castilla-La Mancha, la ‘Biblioresistencia CLM’ ha aparecido en la prensa. Concretamente en eldiario.es:

Los bibliotecarios alzan la voz contra el abandono y la falta de medios

Habituados a pedir a los demás que bajen la voz desde detrás de su mesa, los bibliotecarios de la región han decidido unirse y alzar la voz para denunciar la situación de abandono que vienen arrastrando y que está afectando cada vez más a esos pequeños templos de la cultura que, en muchas poblaciones de la provincia, son los verdaderos dinamizadores de la actividad cultural.

Ramón Ruiz Ruiz – El Crisol de Ciudad Real 

09/04/2014

Tras la última asamblea celebrada en Cuenca, han creado un movimiento asociativo que, bajo el nombre de  ‘Biblioresistencia CLM’ , han elaborado un manifiesto en defensa de las bibliotecas de la región y reclaman el apoyo ciudadano para pedir al Gobierno regional y a los ayuntamientos que pongan solución a la dejadez que asfixia estas infraestructuras básicas para el desarrollo social. Una reivindicación que tendrá su punto álgido el próximo 17 de mayo, cuando se concentrarán en Toledo para denunciar la “desmantelación de las bibliotecas públicas”.

Para conocer un poco más sobre sus reinvidicaciones, hemos hablado con Ana Fernández-Conde, presidenta de Bibliotecarios de Ciudad Real Asociados (BICRA) que nos ha transmitido la preocupación que existe entre los profesionales por la falta de medios y personal para mantener su funcionamiento.  “El sistema bibliotecario de Castilla-La Mancha que ha sido un referente a nivel nacional, notamos como día a día se va al garete si no se toman medidas”, denuncia la bibliotecaria.

La principal razón de este deterioro hay que buscarla en el recorte paulatino de las partidas dedicadas a su mantenimiento. Una disminución que tiene su reflejo más significativo en el  cierre de bibliotecas públicas, un total de 53 entre el 2011 y 2012, que son los últimos años de los que se tienen datos en las  estadísticas oficiales de la Junta de Comunidades. Pero sin llegar a la drástica decisión del cierre, la falta de presupuesto también se ha dejado notar en una considerable reducción de personal y la falta de presupuesto para adquirir nuevos fondos o para realizar actividades culturales.

Todavía a la espera de que se materialicen las ayudas, a través del convenio entre Junta y Diputación, que deberían haber llegado el año pasado, Fernández-Conde recuerda que “antes contábamos con una línea de ayuda importante, pero llevamos unos años en los que  han ido reduciendo poco a poco hasta 2014, que tenemos ayudas cero. Eso ya no es un recorte, es una supresión total y absoluta“. Una situación que se vive de forma distinta dependiendo de la población, porque aunque la responsable del servicio es la Junta de Comunidades, los bibliotecas tienen titularidad municipal y la respuesta de los distintos ayuntamientos está siendo diferente.

Restricciones de la nueva ley

A estos problemas derivados por falta de medios, se suma la nueva Ley de la Administración Local que, como nos apunta la presidenta de BICRA, establece que  las bibliotecas solo son obligatorias en municipios mayores de 5.000 habitantes, lo que se podría traducir en una nueva reducción de centros en nuestro provincia.

Hasta ahora la Ley de Bibliotecas de Castilla-La Mancha establecía la obligatoriedad para los municipios mayores de 1.000 habitantes, por lo que son mucha las bibliotecas de la región que se podrían ver afectadas por la aplicación rigurosa de la nueva ley.  “Los ayuntamientos tendrán que demostrar que tienen crédito suficiente para mantenerlas y como estamos en estos momentos, parece complicado”, apunta.

La imaginación tiene un límite

Durante todo este tiempo, los profesionales que trabajan en las bibliotecas  están supliendo la carestía económica con una importante dosis de imaginación y creatividad. Actividades con voluntarios, remover los fondos con diferentes ciclos o prestamos interbibliotecarios, intentan que los usuarios no noten la inmovilidad que produce “una política bibliotecaria inexistente”.

Pero, como comenta Ana Fernández-Conde, que conoce de primera mano la situación desde la Biblioteca de Herencia,  “la creatividad tiene unos límites, es una situación que se sostiene por un tiempo limitado”. “Y tienes que seguir haciendo cosas porque si no esto se cae y justificarán que se cierre porque no funciona”.

“Si ni siquiera se permite a la gente, que no tenga recursos para pagarlo, acceder a la información, a la literatura y a la cultura en general, entonces ¿qué nos queda?”, se preguntaba la representante de los bibliotecarios de Ciudad Real, que se despedía recordando que se trata de un servicio “básico y fundamental” en todos los lugares, pero especialmente en los pueblos donde son de suma importancia para que la vida cultural continúe latiendo’.
 

La resistencia bibliotecaria se organiza en Castilla-La Mancha

BIBLIORESISTENCIACLM es un nuevo movimiento de profesionales de las Bibliotecas Públicas de Castilla-La Mancha que quiere emprender distintas actividades, acciones y actos reivindicativos ante el progresivo desmantelamiento de la Red de Bibliotecas Públicas de su región.

Para comenzar han publicado un hermoso manifiesto que vale la pena leer palabra a palabra y firmarlo para apoyarlos.

Este es el manifiesto que BST ha visto vía página FB de Yo amo las bibliotecas públicas:

NO AL DESMANTELAMIENTO DE LA RED DE BIBLIOTECAS PÚBLICAS DE CASTILLA LA MANCHA.

Las Bibliotecas Públicas tienen las puertas abiertas para que las utilicen libremente y en igualdad de condiciones todos los miembros de la comunidad. Lo colectivo, lo común y compartido son la esencia de las bibliotecas, que en Castilla la Mancha son en su inmensa mayoría bibliotecas municipales rurales, más del 90% de los municipios en nuestra región tienen menos de 20.000 habitantes.

Las bibliotecas son un lugar de encuentro, de lectura, pero también de cultura en su más amplio sentido, son auténticas dinamizadoras de la vida de los pueblos. Los bibliotecarios municipales de la red de Bibliotecas de Castilla La Mancha son mediadores sociales, estimulan la vida cultural y social, fomentan y animan a la lectura, colaboran con proyectos de interés local. Únicas referencias culturales que trascienden las tradiciones especialmente de lunes a viernes cuando solo habitan los residentes. Y en estas zonas rurales llega poco, muchas veces ni internet, proporcionado también por las bibliotecas.

No puede haber Biblioteca sin bibliotecario. Alzamos la voz los bibliotecarios municipales que sufrimos jornadas insuficientes, precarias y con un altísimo porcentaje de medias jornadas laborales o inferiores. En la mayoría de los municipios existe un solo bibliotecario, generalmente personal laboral con categoría profesional de auxiliar de Biblioteca. Bibliotecarios de facto pero con sueldos y categoría profesional mucho más bajos que su ejercicio profesional real, o simplemente abiertas sin personal bibliotecario, atendidas por ejemplo por el alguacil local. 42 han sido cerradas ya en nuestra región, mientras que otros muchos bibliotecarios son presionados con amenaza de cierre, de despidos, con la precarización de sus condiciones de trabajo, contraviniendo la propia ley de bibliotecas.

No se puede hacer biblioteca sin un apoyo institucional traducido en los recursos fundamentales para desarrollar nuestra función, apoyo que es esencial en el buen funcionamiento de este servicio público. Sin embargo, y en paralelo a las draconianas medidas que sufren las Bibliotecas Públicas del Estado, que el gobierno regional gestiona en las capitales de Castilla-La Mancha, tanto en recursos económicos e infraestructuras como en personal, las bibliotecas municipales llevamos tres años en el más absoluto desamparo sin recibir un euro, se argumenta que no hay dinero y que el que hay ha de dedicarse a otras necesidades más acuciantes. No es de extrañar que se nos toree con argumentos sin datos reales. Está claro cuáles son las prioridades para este gobierno. Para ellos somos un gasto, casi un lujo insostenible, inútil por improductivo. No somos rentables, pero ¿Hemos de serlo? ¿Rentabilidad económica? Efectivamente no es esa la nuestra, somos un servicio público y somos altamente productivos en democratizar la cultura a través de la lectura y muchas otras actividades en aquellos lugares donde la redistribución de la democracia va paralela al ínfimo número de votantes. Por ejemplo, nos encargamos que a los niños con menos recursos de nuestras poblaciones no les falten los libros de lectura obligatoria, y no gratuitos, para sus escuelas e institutos. Y por supuesto “no generamos puestos de trabajo”, para eso están los cementerios nucleares en zonas igualmente despobladas.

Denunciamos el desmantelamiento paulatino de la Red de Bibliotecas Públicas de Castilla-La Mancha, tras muchos años de enorme esfuerzo colectivo, y pedimos a los ciudadanos que luchen por las bibliotecas públicas de sus localidades, que son las que pueden garantizarles el acceso libre, plural y democrático al conocimiento, a la información, a la educación a lo largo de la vida y al ocio creativo. Que no duden que las bibliotecas públicas son firmes aliadas de los ciudadanos para el bienestar social y la convivencia.

La cultura, ese peligroso licor guardado en las barricas de los monasterios, que se convierte en subversión destilada por doquier a través de los libros; licor que provoca un brillo especial de libertad en los ojos. Pero aun siendo redistribuidores de cultura democrática, no brillamos tanto como otros colectivos hermanos, actores de cine o teatro por ejemplo, que están pasando por lo mismo que nosotros. No somos un colectivo fuerte, si la gente se queda sin bibliotecas en pueblos que se van deshabitando lentamente, ¿A quién le va a importar? No vamos a poder presionar como lo han hecho con enorme coraje los trabajadores de la recogida de basura en Madrid. No vamos a brillar como la falta intolerable de medios en los hospitales públicos, ni la emigración de nuestros científicos o nuestros jóvenes.

Libros encerrados en la soledad mate de bibliotecas clausuradas en este proceso de desmantelamiento de la red de bibliotecas de Castilla la Mancha. Pueblos sin brillo, sin escuela, sin médico, sin biblioteca, esperando sin paraguas la llegada de la lluvia amarilla, desde Toledo. ¿Es esta la sociedad que queremos?’

FIRMA AQUÍ NUESTRO MANIFIESTO

¡Si se puede!. Los interinos despedidos de las bibliotecas castellanomanchegas serán readmitidos

Era el verano del año 2012 cuando Cospedal y su gobierno aprovecharon el caluroso agosto para despedir a casi 500 interinos. Nuestros lectores lo recordarán -sobre todo los afectados- porqué BST trató sobre los despedidos que trabajaban en las bibliotecas castellanos-manchegas:

Interinos de las Bibliotecas Públicas del Estado en Castilla La Mancha despedidos en pleno agosto.

Y otro post sobre una carta de Blanca Calvo: Todos somos interinos en esta vida y más si trabajas en la Biblioteca Pública de Guadalajara

Que tuvo su respuesta: Carta de un funcionario interino despedido de la Biblioteca Pública del Estado de Albacete.

En agosto del 2012 publicábamos esta foto: Somos Tina Martínez, Julián María Guzmán y Juan Prieto. Trabajamos en la Biblioteca Pública de Albacete (Spain) como bibliotecarios interinos y actualmente estamos seriamente amenazados con el despido, debido a los recortes que está realizando el Gobierno de Castilla-La Mancha. Si nos despiden, buscaremos el consuelo en nuestras aficiones; la cocina, la escritura y el rock’n’roll. Foto tomada del mencionado enlace “Campaña internacional de apoyo a los interinos de las BPE de Castilla-La Mancha”

Ahora Bibliotecaria Sin Tijeras está feliz de ver que los jueces han sentenciado que tantas prisas a la hora de despedir no son buenas:

El Tribunal Superior condena a la Junta [de Castilla-La Mancha] a readmitir 492 interinos

Seguro que Cospedal intentará alguna artimaña legal para burlar la sentencia. Pero en este como en otros casos ya va a tener que jugar a la defensiva. Y los bibliotecarios que fueron despedidos hace año y medio ya tienen una nueva esperanza.

¡Enhorabuena!

Bankia explota los locales de las cerradas bibliotecas de Caja Madrid : Alcalá de Henares, Aluche, Tomelloso

Un año y medio después del cierre generalizado de las bibliotecas de Caja Madrid, Bankia ha decidido sacar tajada de los edificios incluso estando llenos de libros.

El caso de la antigua biblioteca de Alcalá de Henares se cuenta en este post de Código 288 que BST ha visto  gracias a un correo de Raúl González en Iwetel:

Se alquila local de biblioteca (con libros dentro) en Alcalá de Henares

Por un correo electrónico de uno de los grupos ciudadanos organizados de nuestra ciudad nos ha llegado un enlace a la web Idealista, dedicada a la venta y alquiler de viviendas y locales comerciales donde aparece un local para alquilar en la calle Libreros de Alcalá por 7.500 euros que os sonará mucho. Este es el enlace con la ficha. Y es que es el local donde funcionaba la biblioteca de la Obra Social de Cajamadrid en Alcalá de Henares […].

 

Desde [el cierre], tres iniciativas ciudadanas estuvieron intentando gestionar el espacio, con diferentes proyectos, y estuvieron en contacto directo con responsables de lo que quedaba de las ruinas de la Obra Social de Cajamadrid. Pero Bankia sólo quería obtener rentabilidad económica, y lo de la cultura era lo de menos’.

Otras ex-bibliotecas ya no tienen ni libros. Así le cuentan a BST que la que estaba en Aluche es, desde hace un mes, en una tienda de ropa. Parece que para dejar sitio a los trajes se han llevado a los libros -tenía más de 15.000 volúmenes- a otra de las bibliotecas que tienen cerradas. ¿Para qué? se pregunta Bibliotecaria Sin Tijeras ¿para tenerlos encerrados?. ¿No se podía al menos darles un mejor uso?

Pero el caso más increíble es el de la Biblioteca de Tomelloso en Ciudad Real. La han reabierto pero sólo unas pocas horas los jueves. Por lo que se dice en el periódico Lanza, se trata de una artimaña para quedarse con el local del Ayuntamiento. Este es el artículo:

Manuel Sánchez Patón

¿Qué fue de la Biblioteca de Caja Madrid en Tomelloso?

El 30 de junio de 2012 Bankia-Caja Madrid cerraba en Tomelloso la biblioteca, el laboratorio de idiomas y el hogar del jubilado de la Calle Santa Rosa. Un premeditado plan de desmantelamiento de su Obra Social (todavía no explicado a sus clientes) finiquitaba uno de los proyectos culturales de mayor éxito del último medio siglo.
Las cajas de ahorro no tienen sitio en la postmodernidad tecno-capitalista. En términos más prosaicos; su fagocitación por los bancos buenos es consecuencia lógica de la reestructuración bancaria iniciada y casi consolidada en tiempo récord en la segunda legislatura del gobierno “progresista” de Zapatero. Los bancos buenos tienen otras miras, cosas más importantes de las que ocuparse. Además, luce más fomentar proyectos de cooperación en África que costear bibliotecas en barrios obreros de Madrid, Alcalá de Henares, Manzanares o Tomelloso.
Durante casi seis meses la emblemática biblioteca de la Calle Santa Rosa permaneció en un profundo abandono hasta que, inesperadamente, reabría sus puertas en el mes de diciembre de 2012, manteniendo un mínimo servicio los jueves en horario de mañana y tarde.

No trascendieron los motivos de la reapertura. Parece que Bankia y el Ayuntamiento de Tomelloso pugnan por la propiedad del inmueble. La intención del banco es – con el mínimo esfuerzo – hacer valer el contrato firmado en su día entre ambas entidades que establecía que hasta que no transcurrieran treinta años de su explotación, el Ayuntamiento seguiría siendo el titular del edificio y solar. Cumplido este plazo, el patrimonio pasaría a ser de Bankia (que como todo el mundo sabe, reabsorbió a Caja Madrid en una insólita operación de ingeniería político-financiera)’.

Leer mas [incluidos unos sentidos agradecimientos a las bibliotecarias]

 

Un flashmob llenó de música y baile la Biblioteca de Castilla-La Mancha

En el video, Bibliotecaria Sin Tijeras, ha visto los seis minutos más movidos que han pasado en una biblioteca:

‘Flashmob en la Biblioteca de Castilla-La Mancha

El 29 de noviembre de 2013 en la Sala de Lectura de la Biblioteca de Castilla-La Mancha se vivió uno de esos momentos extraordinarios que nadie se espera que ocurran en una biblioteca. A las 18:30 h. la música y el baile ocuparon por unos minutos el espacio del estudio y la lectura.

Los usuarios quedaron boquiabiertos cuando de improviso comenzó a sonar el “Canon” de Pachelbel interpretado por alumnos del Conservatorio “Jacinto Guerrero”, seguido de “Party Rock Anthem” del grupo LMFAO, mientras más de cincuenta bailarines y bailarinas de la Escuela de Artes José Luis Beinat danzaban al ritmo de la música por toda la sala. Tras este despliegue sonoro y artístico todo el mundo volvió a sus quehaceres, pero los gestos de asombro permanecieron toda la tarde en el ambiente.

Una iniciativa en el XV Aniversario de la Biblioteca de Castilla-La Mancha que pretendía arrancar una sonrisa a nuestros usuarios, poner en valor que las bibliotecas vivimos cerca de la ciudadanía y manifestar que no solo somos un lugar de estudio.

Gracias a los profesores y alumnos del Conservatorio “Jacinto Guerrero” y de la Escuela de Artes José Luis Beinat por su participación’.