Booktubers para animar a la lectura

¿Qué es un booktuber? Nos lo intentan explicar en Escritoras.com:

 

BOOKTUBERS, PASIÓN EN VÍDEO POR LOS LIBROS

Cristina tiene veintidós años y vive en Barcelona, es una chica morena, con una sonrisa enorme y actualmente cursa estudios de inglés y español en la universidad. Como la mayoría de las personas en estos tiempos, confiesa no tener claro su futuro, pero ocurra lo que ocurra, tiene claro cómo quiere que sea: siempre entre libros.

Esta pasión por los libros la llevó hace unos años a abrir un blog sobre literatura, donde reseña libros y demuestra su afición a la lectura. Este año, inspirada por otras personas que, como ella, comparten su amor por la literatura y los libros con los demás, decidió comenzar a grabar vídeos sobre su gusto por leer, y los libros. En febrero de este año subió su primera grabación a YouTube: en ese momento comenzó a formar parte de la comunidad de lectores conocida como BookTubers.

Las booktubers son amantes de los libros que graban vídeos hablando de libros, y no solo de los libros, ni de la literatura que contienen, también de todos los actos que rodean al libro: desde el deseo y la espera, la compra, el regalo, la lectura, hasta el coleccionismo y el almacenamiento. Hablan del placer de leer, del placer de comprar, del placer de ordenar. Se quejan del exceso de deseo, de la falta de fondos, de la falta de espacio, de las malas ediciones, del exceso de novedades, de la falta de tiempo.

La comunidad es activa y amistosa, comparten libros físicos entre ellos, graban vídeos en común, se motivan unos a otros e incluso disfrutan y hablan de la comunidad misma, del hecho de ser booktuber, muestran con orgullo su pertenencia al grupo; y con razón’.

Leer mas…

 

¡Échale cara a la animación a la lectura!

Para animar la semana que empieza, nada mejor que esta ingeniosa propuesta que llega vía blog numaniaticos.com Historias que te sorprenderán:

Así es como unos bibliotecarios húngaros promueven la lectura de libros

A estos bibliotecarios húngaros de la ciudad Kaposvár se les ha ocurrido una genial idea para promover la lectura de libros.

Mejor que veas las fotos, la creatividad de las personas no tiene límites, y más si leen.

Húngaros 1

libro1

libro2

libro3

libro4

libro5

libro6

libro7

libro8

libro9

 

Puedes aprender y mejorar tu vida con sólo leer un libro. Existen buenos escritores que pueden llevarte a lugares y mundos imaginarios donde ninguna otra forma de entretenimiento puede hacerlo. Fuente

Si te ha gustado esta idea de estos bibliotecarios, ¡compártela con tus amigos!… o mejor aún, mándanos una foto a ver cómo te sale a ti 

 

Los libros bajan al Metro de Madrid

Un año más salen los “libros a la calle” o, más propiamente dicho al Metro de Madrid. Así nos lo cuentan en el Portal del Lector. Aunque lo mejor es ver el vídeo:

‘Libros a la calle’ continúa con la promoción de la lectura en el transporte público

15.000 FRAGMENTOS LITERARIOS EN METRO Y TRENES DE CERCANÍAS

La Comunidad y la Asociación de Editores de Madrid han presentado la XVII edición de la campaña de fomento de la lectura ‘Libros a calle’, que  expondrá 15.000 fragmentos literarios en vagones de Metro y trenes de Cercanías de Madrid. La consejera de Empleo, Turismo y Cultura, Ana Isabel Mariño, y el consejero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda, Pablo Cavero, han inaugurado la campaña con la pegada de la primera lámina.  (Ver vídeo) 

Libros a la calle pretende acercar los libros a uno de los entornos cotidianos de los ciudadanos, el transporte público, de tal forma que, durante los trayectos, los viajeros se sientan atraídos por esos pequeños fragmentos literarios y éstos, a su vez, les acerquen hasta los libros de los que proceden. Además, las diferentes láminas serán proyectadas en 171 pantallas estáticas de la red de Metro.

La iniciativa, que parte de la Asociación de Editores de Madrid en colaboración con la Comunidad de Madrid, el Centro Español de Derechos Reprográficos (Cedro), el Consorcio Regional de Transportes de Madrid, Metro y Renfe Cercanías, se enmarca en el Plan de Fomento de la Lectura puesto en marcha por la Comunidad de Madrid en 2006, cuyo desarrollo ha contribuido a que, en estos años, haya aumentado el porcentaje de lectores frecuentes en casi 9 puntos porcentuales (pasando de 49% a 58%).

Actualmente, Madrid es la región donde el consumo de títulos resulta más elevado, siendo el primer vivero de lectores de España: aquí se gastan más de 2 de cada 10 euros invertidos en España en compra de libros. Cada campaña se inicia con el acto de presentación y se mantiene hasta la siguiente edición. Consiste en láminas que contienen fragmentos breves, pero atractivos, que permiten ser leídos en un intervalo de dos paradas, para lograr despertar el interés de los viajeros por conocer el final de esa historia, leer otros textos de este autor o recordar textos que ya se conocían.

Cada lámina incluye una ilustración acorde con el fragmento y autor reflejados, así como uno de los diez eslóganes escogidos para la campaña. Este año, los lemas son: Leer es viajar; Asómate a los libros; Leer es saber; Habla con ellos. Lee; Leer a placer; Leer, vivir, amar; Ni un día sin poesía; Pregúntale a los libros; Vales lo que lees; y Leer para crecer.

Los textos escogidos abarcan una gran variedad, entre ellos se encuentran Rayuela, de Julio Cortázar, en conmemoración de los 50 años de la obra, y El circo, de Ramón Gómez de la Serna, de cuya muerte se cumple este año el cincuentenario. Además, como en años anteriores, se han incorporado el último Premio Cervantes, José Manuel Caballero Bonald, con Tiempo de guerras perdidas; y el Premio Nacional de Literatura, Pedro Zarraluki, con La historia del silencio.

Este año se han incluido también: La gran novela latinoamericana, ensayo del novelista mexicano recientemente fallecido Carlos Fuentes; Canciones y soliloquios, de Agustín García Calvo, otro buen escritor que falleció el año pasado, del que se ha escogido uno de sus poemas más hermosos; Arrugas, novela gráfica del Premio Nacional de Cómic en 2008, Paco Roca; La cocina cristiana de Occidente, de Álvaro Cunqueiro; y Por qué nos preguntamos cosas, de Victoria Pérez Escrivá’.

Leer más…

“Las bibliotecarias han decidido echarse al monte”

Emocionante el artículo de Carmen Posadas sobre las bibliotecas y clubes de lectura rurales de Castilla-La Mancha:

Por amor al arte

Carmen Posadas

Hace unos días tuve un encuentro inolvidable. Les describo primero el marco: monasterio de Uclés, gran construcción del siglo XVI en la que desde tiempos remotos se ordenaba a los caballeros de la Orden de Santiago; iglesia abarrotada de gente y, allá arriba, en el altar mayor, Marta Robles y yo oficiando en una ceremonia pagana. O no tan pagana, pues se trataba de un encuentro literario con catorce clubes de lectura de la Red de Bibliotecas Públicas de Castilla-La Mancha y también uno de Madrid. Antes del encuentro, y guiados por vecinos de Uclés, un pueblo de menos de doscientos cincuenta habitantes, los participantes fueron llevados a conocer los alrededores y a visitar la torre del monasterio, las catacumbas y otros rincones históricos del lugar. A continuación, gracias a la hospitalidad de sus gentes y de su alcalde, Ángel García Rodríguez, hubo un aperitivo seguido de un almuerzo, preludio del encuentro literario que tendríamos en la iglesia, donde se nos recibió con las campanas al vuelo. Juro que se me caían las lágrimas, y no por la emoción que produce constatar que las campanas repican por uno (que también), sino al ver lo que Maite Sans -la bibliotecaria de Uclés- había logrado coordinar con entusiasmo, esfuerzo y prácticamente nulo presupuesto. Maite es una de las muchas personas, casi siempre mujeres, que en todo el territorio nacional llevan a cabo desde hace años una labor tan callada como impagable. A fuerza de tesón, casi siempre fuera de su horario laboral y con unos fondos tan esquivos como menguantes, estas sacerdotisas de la lectura se dedican a contagiar su amor por los libros a sus conciudadanos. Y vaya si lo consiguen. He tenido la oportunidad de oficiar en otras ceremonias organizadas por bibliotecarias de toda España y les aseguro que son tan emocionantes como multitudinarias. Y es que los clubes de lectura no solo sirven para comentar libros. Son sobre todo punto de encuentro para personas, mujeres en su mayoría, que nunca antes han tenido tiempo para sí mismas. Dedicadas a sus hijos, a sus maridos, muchas a trabajar desde la infancia sin posibilidad de instruirse y mucho menos de ir a la universidad, las integrantes de estos clubes han descubierto en la lectura todo un mundo nuevo. También la posibilidad de un tiempo para el ocio y comentar con amigos algo más estimulante que los programas de telebasura o la vida de la Pantoja.

Imagen del club de lectura de Uclés, en la actividad que realizó el pasado mes de diciembre. /ARCHIVO, eldiadigital.es

Imagen del club de lectura de Uclés, en la actividad que realizó el pasado mes de diciembre. /ARCHIVO, eldiadigital.es

Es sorprendente ver, por ejemplo, las inteligentes lecturas que hacen de las novelas tanto clásicas como actuales, las originales conclusiones que sacan o sus comentarios tan sensatos como novedosos. Les aseguro que nada tienen que envidiar a las reseñas que aparecen en suplementos literarios de campanillas o en revistas especializadas. Se dice a menudo que el mundo se va banalizando, que la cultura brilla por su ausencia y que la crisis ha venido a darle el golpe de gracia, puesto que se trata de uno de los sectores que más recortes ha sufrido. Para colmo hay administraciones que creen que la cultura es un lujo, algo superfluo que ya se buscará cada uno como buenamente pueda. Por eso es conmovedor constatar cómo, lejos de darse por vencidas y decir «no hago nada porque nada hay que pueda hacer», las bibliotecarias han decidido echarse al monte. O, lo que es lo mismo, ellas han decidido hacer lo que deberían estar haciendo las autoridades. Porque, como bien me decía una de mis nuevas amigas, leer no es un placer solitario, paradójicamente es todo lo contrario de estar solo, y los clubes de lectura son buen ejemplo de ello. Esas personas -de todas las edades, por cierto- que acaban de descubrir el mundo de la literatura encuentran, además, la coartada perfecta para reunirse, compartir, viajar, soñar, reír. Por eso yo, aquel día, desde el altar de la iglesia del monasterio de Uclés, después de charlar con ellas un par de horas sobre literatura, cuando me pidieron que les firmara ejemplares, firmé también conmigo una especie de compromiso: colaborar con los clubes de lectura en todo lo que pueda. No solo para agradecer lo mucho que favorecen nuestra profesión de escritores, sino sobre todo porque admiro y me asombra lo que consiguen hacer, solo por amor al arte’.

 

Extrabajadoras del desaparecido Centro Infantil y Juvenil de la Fundación Sánchez Ruipérez de Salamanca se lo montan por su cuenta

Antes del verano se quedaron sin trabajo al cerrar la Fundación Sánchez Ruipérez y ya han comenzado un nuevo proyecto donde aprovechar su gran experiencia en animación a la lectura. Desde Madrid, Bibliotecaria Sin Tijeras las desea la mejor de las suertes.

unpuntocurioso

Soraya, Itzíar y Rebeca, las profesionales que han puesto en marcha ‘Unpuntocurioso’. Foto: Tribuna de Salamanca.

Esta la noticia recogida por La Tribuna de Salamanca:

‘Unpuntocurioso’, a tapar el hueco de la Fundación Sánchez Ruipérez

INICIATIVA

Tres ex profesionales del centro desaparecido ponen en marcha un nuevo espacio para promocionar la literatura entre los niños de 4 a 11 años.

28.09.2013

Isabel de la Calle | @IsabeldelaCalle

Unpuntocurioso‘ viene a tapar el tremendo hueco que la Fundación Germán Sánchez Ruipérez dejó en Salamanca con el cierre y/o traslado del Centro Internacional del Libro Infantil y Juvenil. De hecho, las tres profesionales que han puesto en marcha este espacio mitad ludoteca, mitad biblioteca, son ex trabajadoras o colaboradoras de la propia Fundación.

Itziar Egoscozábal, Soraya Herráez y Rebeca Martín han decidido apostar por la cultura a través de una iniciativa innovadora que implica a familias y a niños: “Nuestra intención es desarrollar la imaginación a través de la literatura infantil como fuente de creatividad. Para ello, realizamos talleres en grupos reducidos con niños de 4 a 11 años. Contamos con materiales de lectura de calidad y propuestas innovadoras de creación”, aseguran.

Su primer objetivo es “promocionar la lectura y la creatividad a partir de la literatura infantil con técnicas como la narración oral, la escenificación, el manejo del inglés o la manufactura”, asegura a TRIBUNA Soraya Herráez.

En principio dos son las líneas que ‘Unpuntocurioso’ seguirá: “El espacio físico como tal y la colaboración con colegios e instituciones”, resalta.

La idea de abrir este nuevo centro -situado en la calle Pérez Oliva- llegó porque “sentimos pasión y vocación por el campo de la lectura y la literatura infantil y juvenil. Nos conocimos cuando trabajábamos en el centro de la Fundación Sánchez Ruipérez y, al cerrar, se nos ocurrió ofrecer una alternativa porque Salamanca quedaba ‘coja’ en este sentido“, asegura’.

[Vídeo]: Actividades en las bibliotecas de la Comunidad de Madrid.

Video, muy bien realizado, que refleja algunas de las actividades que ser realizan en las bibliotecas de la Comunidad de Madrid:

Actividades para todas las edades en las bibliotecas de la Comunidad de Madrid

La Red de Bibliotecas de la Comunidad de Madrid programa actividades para todos los públicos a lo largo del año, como encuentros literarios, exposiciones, talleres, visitas o cuentacuentos. Además, ofrece un servicio de formación en colaboración con centros educativos y asociaciones, en el que se enseña a sacar el mayor partido a los recursos de la biblioteca.’