Las bibliotecas de la Comunidad de Madrid se apuntan a la moda neocón de los emprendedores

Así se anuncia un curso en el Portal del Lector de la Comunidad de Madrid:

Jornadas de Motiv-Acción para Emprendedores en Bibliotecas Públicas

ABIERTO EL PLAZO DE INSCRIPCIÓN

El objetivo fundamental que persiguen estas jornadas, es estimular la capacidad emprendedora mediante la reflexión sobre cuestiones como cuáles son los motivos para emprender y mantener la motivación necesaria para poner en marcha una iniciativa empresarial. Por tanto las jornadas, aunque interesantes para todos los públicos, están especialmente dirigidas a aquellas personas que estén planteándose abordar proyectos empresariales.

El análisis de un caso real -el proyecto editorial Cuentos para el Andén-, da pie a profundizar en asuntos clave tales como la construcción de una metodología de trabajo, la búsqueda de los recursos necesarios o la utilización de las herramientas adecuadas para poner en marcha una idea empresarial. Se incluyen nuevas herramientas y nuevos retos, como las redes sociales y el marketing 2.0, y la utilización de los recursos que las bibliotecas ponen a disposición de los ciudadanos para la búsqueda de información’.

[Leer mas…]

Y esta es la definición de ‘emprendedor’ que aparece en  el diccionario neocón-castellano:

Emprendedor

Porque como dice en este otro artículo de El Confidencial, “La gente está hasta las narices de oír hablar de los emprendedores… y con razón”:

‘¿Está la gente harta de los emprendedores? O, mejor dicho, ¿está harta del discurso en torno a ellos? ¿Está el ciudadano de a pie hasta la coronilla de oír hablar de los emprendedores como los salvadores de la patria, como esa meta a la que todos tenemos que aspirar? Parece que sí.

Emprendedores

[..] Al final, “parece que si estás en paro hasta es culpa tuya, por no haber emprendido en su momento. Estamos llegando a unos niveles de discurso en los que el parado va a acabar sintiéndose culpable por no ser emprendedor, una palabra que nadie pronunciaba hasta hace dos días”‘.

 

 

 

 

Anuncios

7 pensamientos en “Las bibliotecas de la Comunidad de Madrid se apuntan a la moda neocón de los emprendedores

  1. El que haya gente que se preocupe por tener un futuro, y tenga ganas de emprender un proyecto personal, no tiene porqué ser objeto de menosprecio por parte de nadie. Que la biblioteca, como servicio público, quiera apoyar a las personas que no saben dónde acudir para encontrar información, ya que ese es nuestro trabajo, no creo que tenga que confundirse con un discurso pseudopolítico de esta clase. Desde hace años se habla de incorporar cursos sobre técnicas de búsqueda de empleo en las bibliotecas públicas, sobre todo en los municipios que no cuentan con servicios de estas características. No mezclemos las churras con las merinas, por favor.

    Me gusta

  2. Si organizar una jornada en la que las bibliotecas ofrecen su apoyo a emprendedores significa ser “neocon”, entonces organizar una sesión de cuentacuentos es ser infantiloide, organizar una sesión de apoyo a la búsqueda de empleo es paternalista, organizar un concierto es intrusismo profesional, organizar una jornada en apoyo de la lactancia materna es hippie, y organizar una jornada de información sobre el software libre es comunismo.
    ¡Venga!

    Me gusta

  3. Me parece que son precisamente acciones como éstas las que pueden ir haciendo de las bibliotecas una institución fuerte y con futuro. Por no hablar de que hacer juicios de intenciones no es trendy. Un saludo a Honorio Penadés, que me estará escuchando.

    Me gusta

  4. Bibliotecaria Sin Tijeras agradece todos vuestros comentarios. En cuanto a lo que señaláis que una de las funciones de las bibliotecas es apoyar la búsqueda de empleo, BST está totalmente de a acuerdo con vosotros. De hecho en este blog lo hemos mencionado en entradas como esta:
    Las bibliotecas públicas de la Comunidad de Madrid ayudan a buscar trabajo.

    Sobre el tema concreto de los emprendedores decir que no hay nada contra ellos. De hecho en las filas de la Plataforma COABDM tenemos alguna emprendedora de éxito. Lo único que quería provocar, BST con este post era abrir un debate sobre el abuso del término. Está bien que haya emprendedores, pero no todos podemos ser un Steve Jobs, por ejemplo. Y desde luego, piensa BST, que la crisis no está causada –como algunos nos venden- por la falta de emprendedores. Ni tampoco vamos a salir de esta situación por mucho que se emprenda mientras siga yéndose el dinero a banqueros y corruptos.

    Me gusta

  5. Hola,

    Siempre he sido partidario que la biblioteca pública (más allá de la promoción de la lectura) refuerze las políticas de información ciudadana. Esto pasa por conseguir que “hasta” usuarios no interesados en la lectura puedan satisfacer sus necesidades informacionales en la biblioteca. Y quien dice usuarios dice personas físicas o jurídicas. Actualmente tenemos dos grandes problemas, el índice de fracaso escolar y el índice de paro, a mi entender estos dos problemas deben ser tenidos por las bibliotecas públicas al mismo nivel que la promoción de la lectura o la difusión cultural, es más, me atrevería a decir que hasta podrían ser ahora más importantes. Que la biblioteca pública ofrezca servicios específicos para personas que buscan trabajo es una realidad en la mayoría de bibliotecas públicas anglosajonas; ofrecer servicios de información a empresas (especialmente autónomos y PYMES), pues también sería más que deseable. Lo cierto es que la mayoría de ayuntamientos ya ofrecen esos servicios (centros de información juveniles, servicios de innovación empresarial, etc.) pero fuera del ámbito de la biblioteca pública, y eso me preocupa. Si queremos ser realmente el centro local de información de proximidad debemos desarrollar estos servicios, obviamente, en colaboración (mejor, en coordinación) con los servicios municipales o autonómicos ya existentes.

    En este sentido, un 10 para la CAM por organizar esta serie de cursos.

    Me gusta

  6. Sobre el abuso del término, estoy de acuerdo. Sería mejor hablar de empresarios, simplemente, en lugar de una palabra tan grandilocuente como emprendedores, que suena como si fuesen Hernán Cortés lanzándose a conquistar América, quemando sus barcos.

    Pero en cuanto a la iniciativa en sí, no veo ningún problema. Hay mucha gente que está pensando en lanzar su propio negocio, y no sabe ni por dónde empezar, o que lo empieza y fracasa el primer año. Cualquier apoyo que pueda darseles desde la biblioteca pública es una buena iniciativa.

    Me preocupan más otras cuestiones:

    – Hablar sobre motivación para continuar con el proyecto y no rendirse a las primeras de cambio es algo positivo; pero me parecería más útil un curso enfocado a los aspectos prácticos del proyecto empresarial, a cómo ponerlo en marcha y cómo salir adelante.

    – ¿Quién va a impartir el curso? ¿Será realmente alguien que seapa de qué va el tema, o van a coger al primero que pillen?

    – ¿Qué tipo de contrato tendrá la persona que imparta el curso?

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s