Valoraciones y preguntas sobre el cambio de Gloria Pérez Salmerón por Ana Santos Aramburo al frente de la Biblioteca Nacional de España.

Ante la sorpresiva noticia de esta mañana,  Bibliotecaria Sin Tijeras, quiere realizar unas primeras valoraciones de urgencia:

1.Es una buena noticia que Ana Santos vaya a dirigir la BNE. Parece evidente que es una persona que ama y defiende las bibliotecas. Así lo ha demostrado a su paso por el Ayuntamiento de Madrid donde ha conseguido algunos logros. Siempre a pesar de la falta de medios y apoyos que le proporcionaban desde las altas alturas del equipo municipal.

Por otra parte Ana Santos no lo va a tener nada fácil en la BNE. Allí va a tener que luchar con dos problemas que su antecesora, Gloria Pérez Salmerón no supo solucionar. Uno es los cada vez más agobiantes y constantes recortes. Y el otro es resolver el conflicto laboral que está provocado por la absurda situación que en un centro público como es la Biblioteca Nacional haya más de un 40% de personal perteneciente a contratas privadas de labores externalizadas.

José-Antonio Merlo, Inmaculada Vellosillo, Javier Pérez-Iglesias, Blanca Calvo, Marta Martínez-Valencia, María-Jesús Del-Olmo, ANA SANTOS, Pedro López-López y José-Antonio Gómez-Hernández

ANA SANTOS (con gafas) con José-Antonio Merlo, Inmaculada Vellosillo, Javier Pérez-Iglesias, Blanca Calvo, Marta Martínez-Valencia, María-Jesús Del-Olmo, Pedro López-López y José-Antonio Gómez-Hernández. Homenaje a la revista Educación y Biblioteca. Nov. 2011. Foto Blog El Profesional de la Información.

2. Es una mala noticia que Ana Santos deje de dirigir las Bibliotecas del Ayuntamiento de Madrid. Máxime cuando dentro de poco van a depender de estas bibliotecas el total de las bibliotecas madrileñas con el traspaso de las de la Comunidad de Madrid al Ayuntamiento. ¿Quién va a ser el o la elegida para cubrir esa importante vacante?

Una de las cuestiones que se van a quedar pendiente es la contratación de interinos para abrir las nuevas bibliotecas de Carabanchel y de Casa de Fieras del Retiro. Si es cierto lo que  BST cree que esa posibilidad fue abierta por Ana Santos ahora su materialización parece quedarse un poco en el aire.

3. Y para acabar una pregunta que debe estar en la mente de muchos bibliotecarios.: ¿Por qué se ha destituido a Gloria Pérez Salmerón al frente de la Biblioteca Nacional de España?. Según  la crónica de El País,  ella misma no se lo esperaba:

‘Pérez-Salmerón, sin embargo, continuó y pilotó la institución durante todos los fastos. A pesar de haber llegado de la mano de otra administración, actuó con lealtad hacia los actuales responsables y ni siquiera se mostró crítica con los sucesivos recortes presupuestarios de la casa. Tal vez por todo esto no encontraba hoy argumentos para explicar su destitución: “Me voy con mucha pena. Después del Tricentenario y del último Patronato no me lo esperaba”.’

Anuncios

20 pensamientos en “Valoraciones y preguntas sobre el cambio de Gloria Pérez Salmerón por Ana Santos Aramburo al frente de la Biblioteca Nacional de España.

  1. Enhorabuena! Un excelente fichaje que ha dejado buena huella allí por donde ha pasado. La BNE acierta!

    Me gusta

  2. Debo agradecer todos vuestros comentarios. Para mi ha sido un privilegio mi paso por las bibliotecas del Ayuntamiento de Madrid donde he aprendido mucho y siempre me he sentido muy apoyada. Tengo que reconocer mi público agradecimiento a todos los bibliotecarios, en los que siempre he encontrado una gran profesionalidad, y a los responsables del Área de las Artes, para los que las bibliotecas públicas son prioritarias.
    Afortunadamente todos somos prescindibles, lo único necesario es el reconocimiento del servicio público que prestan las bibliotecas.
    Gracias por vuestro apoyo en este objetivo común

    Me gusta

  3. Nadie duda de su valía, pero en estos tiempos que corren ¿no habrá sido contratada como enterradora de una institución centenaria? A la futura ley de mecenazgo me remito…. Otra pregunta ¿no habrá sido la típica patada hacia arriba para hacer y deshacer en las bibliotecas del Ayto y de la Comunidad? Véase lo de Macsa y lo de bibliotecarios voluntarios. Tiempos de incertidumbre que nos hacen dudar de todo y de todos….

    Me gusta

  4. Es así: los altos responsables de estas instituciones van a hacer y deshacer a su antojo, buscar y buscar hasta hallar (o conseguir con prebendas) a algún bibliotecario ingenuo que deje patas arriba la profesión e introduzca a los famosos voluntarios o “becarios” que no aprenderán nada, sólo harán el trabajo de bibliotecarios que quedarán en el paro para siempre. Pero esto continúa, al final acaba afectando a los cargos de más responsabilidad, que también serán ocupados por becarios, muy bien formados en todos los sentidos y, siempre, más actualizados, perfectamente de realizar el trabajo de directores de área o de concejales de cultura; además, más jóvenes.

    Me gusta

  5. En los tiempos que corren de involuciones y contrarreformas, lamentablemente este comentario ha de escribirse con seudónimo. Estoy en desacuerdo con la valoración que hace BST de este nuevo nombramiento porque seguramente BST desconozca la trayectoria profesional y moral de la nueva directora de la BN. Tras dejar la dirección de la Biblioteca Histórica de la Universidad Complutense con más pena que gloria -su tarea consistió en utilizar esa gran biblioteca para granjearse amistades políticas que le permitieran luego desarrollar sus propias ambiciones-, se catapultó a la dirección de acción cultural de la BN donde se dedicó a proporcionar comisariados de exposiciones a un buen amigo suyo mientras se trabajaba el cargo de futura directora de la Biblioteca Complutense (BUC). Ganadas las elecciones el prof. Carrillo a rector de la UCM , la recién nombrada directora de la BN no dudó en mover sus hilos para lograr el mencionado puesto. Una vez en él, no le tembló el pulso para deshacer una estructura orgánica lograda tras muchos años de trabajo de los directores anteriores y del personal de la BUC; mucho menos le tembló para desprestigiar a este personal, acusándole, entre otras lindezas, de “privilegiado” por el mero hecho de ganar sueldos que ella consideraba altos. Lo que no decía es que eran sueldos dignos (ya no lo son, como tampoco los de todos los funcionarios de categorías medias y bajas, tras múltiples recortes del Gobierno, la Comunidad de Madrid y la UCM) conseguidos tras infinidad de negociaciones y no pocas reivindicaciones a lo largo de muchos años; sueldos de los que ella también se benefició durante todo el tiempo que trabajó en la BUC, que no fue poco. No consiguió lo que pretendía: que le bajaran el sueldo. Menos mal que de esta universidad dio el salto, en poco más de siete meses, a la dirección de las bibliotecas, archivos y museos del Ayto. de Madrid, donde, como directora general, “tal vez ” percibiera la remuneración que ella quiso en la UCM. Al frente de esa dirección general, ciertamente abrió algunas bibliotecas -sin personal la mayoría- pero cerró otras, no logró las mejoras prometidas en infraestructuras, no logró las ampliaciones de plantilla de bibliotecarios, acogiéndose, en cambio, a la solución simple del voluntariado, etc. Ahora, después de poco más de un año en el Ayuntamiento madrileño, la vemos en la dirección de la BN. Ciertamente, es fácil disfrazar una carrera política de carrera profesional cuando se poseen relaciones políticas oportunas en los momentos oportunos y, sobre todo, se practica el marxismo tendencia Groucho: tengo unos principios, pero si no le gustan, señor rector, señora alcaldesa o señor ministro, tengo otros. La BN, como todas las bibliotecas, como todos los servicios públicos, merecen y requieren de buenos profesionales, no de oportunistas.

    Me gusta

      • Anonimo: Intuyo de quien hablas. La conozco desde hace muchos años. Trabajo con ella cada día. Tambien conocí a Ana en su día cuando era funcionaria de la Complutense. Años luz las separan. La catadura moral de quien sospecho que se esconde tras estos infames comentarios solo hace que confirme mis sospechas sobre su origen y mi desprecio a esa persona. Mala entre las malas. Os juro que es cierto.

        Me gusta

    • ¿A quién quieres engañar con tu destructivo comentario?. La persona a la que aludes está muy por encima de estas valoraciones tan falsas, tan cargadas de odio, resentimiento, envidia…Nunca entrará en tu sucio juego porque está a una altura moral infinitamente superior a la tuya. Estas enferma y das lástima…

      Me gusta

      • Conozco a la reciente Directora de Bibliotecas del Ayuntamiento de Madrid, se de su anterior paso por la Direccion de Bibliotecas de la Universidad Complutense y de su brillante trayectoria como Directora Cultural de la Biblioteca Nacional. La honestidad, la capacidad de GESTION, la generosidad,el espiritu de sacrificio, el sentido común en la toma de decisiones y la falta absoluta de insana ambición que tanto sufrimos en los “servidores públicos”, han sido entre otros muchos factores los que la han aupado en una carrera de vértigo de escasos dos años a dirigir hoy la Biblioteca Nacional. Nunca ha pedido nada a cambio salvo la libertad para poder seguir gestionando con total entrega, honradez y amor al trabajo bien hecho. Solo desde la sinrazón de alguien que tal vez perdio sus intolerables prebendas en un momento de necesarios sacrificios por parte de todos, pueden entenderse las palabras de Fabian. ? No es cierto, querida?.

        Me gusta

      • Totalmente de acuerdo. Yo tambien conozco a Ana Santos. Esa persona que habla lo hace desde el total desconocimiento real de la persona a la que alude.

        Me gusta

    • Trabajo en la Universidad Complutense desde hace muchos años y conozco bien a Ana Santos. No me mueven amistades ni interereses personales, pero no entiendo nada de tus comentarios. Se intuye que se trata de una cuestion personal con ella. Hablas de granjearse amistades, propias ambiciones, mover los hilos, desprestigiar al personal…Hablas de su trayectoria en el ayuntamiento, pero tú no estas allá, ¿verdad?. ¿Porqué hablas pués sin conocer?. ¿No es eso desprestigiar, difamar, hacer daño porque sí?. ¿Qué te pasa?. Estoy de acuerdo con otras respuestas cuando se comenta que nunca ha pedido nada a cambio. Ella es la negacion absoluta de la ambicion, la conozaco bien y a tí te intuyo una espacie de dañino resentimiento que creo no te deja vivir en paz. Tambien sinto pena por tí.

      Me gusta

  6. Querido Fabián,

    los sueldos justos no son justo por el mero hecho de su existencia. La “estructura orgánica lograda tras muchos años de trabajo de los directores anteriores y del personal de la BUC” , entre otros motivos es el causante de que a los estudiantes nos hayan subido las tasas, en muchos casos, en más de un 50%. No puede ser que el estudiante cargue con el coste de toda una estructura nacida en tiempos de bonanza. No vamos a ser nosotros los que mantengan una estructura caduca, sin miramientos al futuro en donde los estudiantes no valemos más que lo que pone en nuestra matricula.

    Si bien la Comunidad y sus intereses privatizadores han hecho mucho por profundizar esta herida, la Complutense (los de ahora pero especialmente los de antes, esa “estructura orgánica” de la que hablas en la que citas a los trabajadores de la misma manera que citas a un Marx y no al otro) han hecho poco por su parte por remediar esta situación insostenible. No vamos a ser nosotros quien sustentes sus beneficios reivindicando en las calles una Universidad Pública y de Calidad mientras en las bibliotecas (por concretar) los becarios de colaboración son explotados (como ejemplificó la denuncia de la CNT) mientras algunos y algunas caliente el culo en sillones de cuero.

    Con esto no quiero defender a Ana Santos pero tampoco creo que sea justo que se le ataque por pretender reducir el sueldo a los altos cargos de la Complutense puesto que si 475 euros de beca de colaboración son “legales” para la Complutense, los salarios que redujo cuando estuvo al cargo de la BUCM SÍ son de “privilegiados”, lo diga Ana Santos o no. Porque sí, también en la Complutense hay explotados y explotadores y en las calles defendemos una Universidad más igualitaria y justo y no las luchas de altos cargos que lloran (en despachos) porque no han sido ellos los elegidos.

    A estas alturas y aún se nos caen la caretas…

    Me gusta

  7. Estimado Cañón Colorado

    Entiendo tu descontento pero te pediría que no confundas las cosas. Para empezar, decirte que ni en la Complutense ni en otra universidad ni administración pública de este país, no hay empleado, sea o no funcionario, que goce de privilegio salarial alguno. Excepción hecha, obviamente, de asesores y determinados altos cargos administrativos, no puestos académicos o bibliotecarios. Dicho esto, no veo cuál es el problema a la hora de percibir salarios considerados dignos. ¿O crees que un sueldo de 2500 € brutos al mes es un privilegio? ¿Piensas de verdad que esta es la causa de las subidas de tasas? ¿No crees más bien que ésta se debe a una política encaminada a reducir a la mínima expresión la administración pública, y en este caso, la educación y las universidades? ¿Crees de verdad que reduciendo el sueldo de los trabajadores, ese dinero iría a sufragar las matrículas? Te diré, por ejemplo, que mientras se reducían sueldos de funcionarios de categorías medias y bajas en la UCM (no de los altos cargos, incluida la dirección de la biblioteca, la gerencia, las vicegerencias y otros), se estaban nombrando nuevos asesores y se creaba una plaza nueva para un íntimo amigo de quien entonces ocupaba la dirección de la BUC. En cuanto a la gestión del anterior rector de la UCM, conviene no fiarse de las informaciones provenientes de la Comunidad de Madrid o del rectorado actual. Así, el gobierno madrileño, merced a un juicio perdido, se ha visto obligado a abonar a la UCM más de 60 millones de euros que en tiempos del rector Berzosa se negó a pagar y que el actual rector ha utilizado demagógicamente para achacar a su antecesor una supuesta “herencia recibida” (¿te suena el discurso?). Por último, decirte que no todos nos dedicamos a calentar asientos y a adornar despachos, ni ambicionamos otros puestos porque creemos en nuestro trabajo, a pesar de que cada vez nos lo ponen más difícil. Un cordial saludo.

    Me gusta

    • Querida Fabian: Tu si que calientas. Eres de las que más calientas el asiento. Te encanta el star system, siempre te ha gustado y dudo que te importe un pito la gestión de tu Biblioteca. Te conozco hace muchos años y sé lo que digo…

      Me gusta

  8. Hoy vemos como suben las tasas y despiden funcionarios, ver caso UPM, desde luego los trabajadores no han tenido la culpa, pero los gestores y los políticos… ah, a esos se les recoloca en otro sitio… lo que me temo es que para subir de categoría lo único que prima es la fidelidad política incondicional… sea cual sea la política… no obstante, demos un voto de confianza a la nueva directora de la BNE y no nos echemos las culpas entre los trabajadores, ya sean funcionarios, laborales, interinos, contratados, externalizados, becarios y demás fauna de explotados…

    La crisis tiene varios culpables y los dos grandes partidos junto con sus adláteres nazionalistas son los principales responsables… se necesita un cambio de rumbo… ¿un cambio de jefe de estado, un Felipe VI?, un cambio de constitución?, un cambio de régimen político, una repùblica?…

    lo malo de cambios tan drásticos es que el capital se asusta, aumenta el paro y quien más sufre, como siempre, es el pueblo. Pero desde luego, algo hay que hacer…

    Me gusta

  9. Fabían, yo me refiero JUSTAMENTE a eso que dices, a la “Excepción hecha, obviamente, de asesores y determinados altos cargos administrativos” que, por lo que sé, son salarios bastante más elevados de 2500 euros. También a cargos (vamos a ser sinceros) con muy poca funcionalidad. No he querido citar cifras porque no creo que sea cuestiones exclusivamente monetarias (relee la primera frase de mi mensaje) y mucho menos quiero que mi crítica se entienda como una crítica hacia el funcionariado y el sector público. Todo lo contrario, pese a ser consciente de que es una crítica complicada de realizar puesto que puede ser utilizada por quienes quieren cargarse la Universidad.

    Soy consciente (seamos serios) de que el detalle expuesto no solucionaría la situación que vivencia la Universidad pero son pequeños estímulos para quienes estamos defendiendo vuestros puestos de trabajo, la Universidad Pública, mientras nos impiden estudiar. Y son muchos años y sé de lo que hablo y las bajadas de salarios realizadas por Ana Santos es algo irrisorio para los ALTOS CARGOS en comparativa con la situación del estudiante. Aún es más, no creo ni que lleguen a las subidas electorales que hacia Berzosa cuando las vacas gordas en donde hasta se repartían casas.

    Ni defiendo a Carrillo ni juzgo a Berzosa (esa lucha os la dejo a vosotros) ni pretendo continuar con este debate puesto que se aleja considerablemente de la noticia, simplemente me reitero en que veo bien cargarse a un alto cargo (que no es el caso) y mantener puestos de trabajos dignos para quienes realmente gestionan y levantan las bibliotecas. Si esa era la finalidad de Ana Santos durante su etapa de Directora de la BUCM lo desconozco, pero el detalle quedó expuesto. Lo veremos en la nueva etapa, en donde tiene la oportunidad de defender a los trabajadores y trabajadoras que viven una situación de incertidumbre laboral muy preocupante. Veremos cuáles son sus intenciones.

    Me gusta

  10. No conozco personalmente a Ana Santos y por ese hecho juzgo su trabajo en relación a lo que ha hecho en la bibliotecas de Ayto. Llegó en un momento delicado: MACSA y los voluntarios. Siempre he creido que MACSA no se formalizo por falta de dinero (a día de hoy vemos su ERE y sus despidos al más puro estilo mafioso), en cuanto a los voluntarios siempre creí que no se formalizo porque es ilegal.

    Por tanto, no creo que debamos agradecer nada a esta mujer en este sentido y si a la providencia, mala gestión de MACSA y las leyes que nos amparan de vez en cuando.

    Llegó al Ayto y las novedades bibliotecarias, su calidad y cantidad dejaban mucho que merecer y se marcha dejando la situación peor que estaba…con reducción proximamente en prensa y revistas.

    Llegó y las actividades culturales estaban privatizdas, se marcha y todo sigue igual. Menos actividades, menos calidad, menos derechos laborales.

    Llegó y tuvo la intención de comprender a los usuarios, bibliotecarios y las bibliotecas pero se marcha sin entender nada y sin solucionar sus problemas.

    Llegó e inaguró casi dos bibliotecas pero cerro otras dos. Trasladando la plantilla de una para poder abrir la otra. Se marcha y seguimos con el mismo número de bibliotecas que cuando entró.

    Llegó y llevo a cabo la contratación de interinos pero se marcho sin contratar todos los puestos vacantes que se han dejado: jubilaciones y dimisiones voluntarias de bibliotecarios.

    Llegó y cobró un paston por hacer lo que le mandaban y así se marcha

    En mi opinión esta mujer se ha dedicado a pasearse y pasearse sin solucionar los problemas reales. Ha mantenido una postura silenciosa frente a los recortes y nosotros estupidos creemos se lo agradecemos porque nos acostumbramos a lo peor: sobres, corrupción, voluntarios, privatización…

    Así somos, seguimos siendo unos niños infantiles que nos agarramos a clavo ardiendo que parece majo. Así nos va…

    Ole Ana Santos por tu camuflaje de mujer sencilla y preocupada. Desde tu llegada las bibliotecas del Ayto han seguido en caida libre, eso si más despacio.

    Los 75.000 vecinos de Aluche te agradecen el cierre de su biblioteca y Centro Cultural por tiempo indefinido, se esta pensando hacer un busto tuyo en honor a tan gran trabajo realizado. Los niños del barrio estan deseando pegar sus chiles en tu busto.

    Es triste, muy triste escuchar palabras de alago en esta plataforma hacía esa mujer, muy triste. Tan triste como que esa una pesona desee dirigir la Nacional. Un laboratorio de privatización en bibliotecas.

    Me gusta

  11. Estimado Cañón Colorado.

    De acuerdo contigo en que los recortes bibliotecarios impuestos o aconsejados imponer (no sólo sueldos, desde luego) son una minucia al lado del resto, sea la UCM, la BN o cualquier admón. Pero muchas minucias constituyen una montaña muy elevada, y es curioso que sean las bibliotecas y otros servicios culturales o educativos los más recortados. ¿Te has preguntado por qué en este tiempo de pensamiento débil y de crítica nula?.

    Me refería a que mientras se exige grandes sacrificios a la inmensa mayoría de trabajadores públicos, las cúpulas permanecen intocables. Luego entonces algo falla; por eso, no admitamos la demagogia de subir tasas para hacer frente a los gastos, cuando todos sabemos que detrás de los recortes en educación, en bibliotecas, en sanidad, en servicios sociales, hay un concepto de rentabilidad empresarial y un ataque neoconservador a los servicios por el hecho de ser públicos.

    Sólo decirte, en relación con la BUC, que gracias a su estructura pre-Santos se mejoró la calidad de su servicio (mira las encuestas y estadísticas en la web), la satisfacción de los usuarios, se crearon nuevos servicios de información científica, se abrió la biblioteca María Zambrano, la más grande de la UCM en extensión, etc., además de ampliar la plantilla, mejorar infraestructuras, etc.

    Desde septiembre de 2011 todo aquello se paró (también por causa de la crisis, sin duda, pero igualmente por la desidia de un rectorado a la deriva) y el equipo actual de la BUC hace denodados esfuerzos por sacar adelante la biblioteca.

    Y una puntualización final, sin entrar, obviamente, en debates internos complutenses: no “se repartieron casas”, como afirmas sin rigor; se desatascó una situación podrida de años atrás y se logró que quienes habían pagado o estaban pagando por tener una vivienda pudieran acceder a ella. Tan simple y a la vez tan justo como eso, pero nadie repartió nada.

    Un saludo.

    Me gusta

  12. Solamente os quería felicitar por los comentarios, sean a favor o en contra. En Cataluña este debate sería impensable y la situación es bastante parecida. Pensad que aquí algunos responsables de bibliotecas llevan 20 años mandando y cobran más que el presidente del Gobierno.

    Me gusta

  13. Que pena. ¿Es que no hay personas buenas y decentes para ocupar esos puestos?. ¿Por qué se premia a los trepas, que su única ambición son ellos mismo, pero nunca el bien común?

    Me gusta

Los comentarios están cerrados.