Y después dicen que los bibliotecarios no son sexys…

Desde el blog argentino «Son cosas mías» nos llega esto para recrearnos un poco la vista este domingo:

‘Quizás para fortalecer la idea de que los intelectuales somos (!) sexies, un grupo de bibliotecarios decidió mostrar piel y pancita en “Men of the Stacks”, un calendario subido de tono (aunque no mucho), que ayuda a recaudar dinero para el proyecto It Gets Better:

Hay un bibliotecario por mes y cuesta sólo 20 dólares.

Is there anything sexier than a well-read man?

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s